EL RÍO, EL BANCO, Y LOS PATOS

Descripción o sinopsis: 
Me lo encontré en uno de mis paseos por el camino que acompaña a las aguas en su tramo final. Él, estaba sentado en un banco, con la mirada fija en la familia de patos que nadaban sobre la corriente que la bajamar reclamaba desde la desembocadura del río.
Texto: 
el_rio_el_banco_y_los_patos.pdf — Descargado 21 veces
Textos optimizados para lectores electrónicos: 

Género:

Licencia: 
Creative Commons:
Votos: 
3.875
Average: 3.9 (8 votes)

Comentarios

Imagen de David

Muy nostálgico el cuento, recordé a “David” pequeño, aunque aún soy pequeño. También recordé una canción de Tom Waits: i dont wanna grow up. Me enterneció aquel: yo sé montar en bicicleta, nado muy bien, y la de los demás… Hay que tener mucha memoria para recordar los deseos de un niño y no sentirlos falaces, o hay que tener un niño cerca; pero no sé si esa aparición fantasmagórica -¡no tienes doce años!- pueda llegar a ocurrir, de ser así merecería un cuento. De igual forma capto esa figura fantasmal de niño-inteligencia=sabiduría. Tal vez sea la única forma de solucionar aquella dicotomía entre “mis deseos” y la voluntad rampante del mundo. Felicitaciones y me parece que para eso se inventaron los cuentos.

Imagen de Oscar da Cunha

Si amigo David, para eso se inventaron los cuentos. Es triste que cuanto más avanzamos en “experiencia” más lejana nos quede esa mirada de niño asombrado por cuanto le rodea.
Nostalgia no por recuperar tiempo perdido, que también, sino por reencontrarse con una actitud ante el mundo cuya belleza, de una manera u otra, siempre permanece.
Un Abrazo.

Imagen de anjipeñacosa

Oscar no te preocupes que todos volvemos al origen; al punto de arranque de la infancia. Un saludo

Imagen de Oscar da Cunha

Inevitable circulo Antonio.
Un Abrazo

Imagen de DAVID RUBIO SANCHEZ

Y aquí estamos tratando de buscar al niño que una vez fuimos a través de nuestros relatos. ¿o intentando que jamás desaparezca?
Gracias por compartir tu relato.
Un saludo

Imagen de Oscar da Cunha

Generando esfuerzos para mantenerlo vivo. Esa mirada de niño respondón que tan bien describió Saint-Exupéry es imprescindible para sobrevivir.
Saludos, y gracias por tu compañía

Imagen de Oscar da Cunha

Alea iacta est, fue lo primero que pensé nada más publicarlo en el blog y ver ese “precedan”, y ya no lo quise cambiar, no me preguntes porqué. Pero en efecto es una errata. La más grave y preocupante es la segunda, incluso hoy, después de leer tu comentario y repasar el artículo seguía preguntándome ¿Qué palabra falta? He tardado en darme cuenta de que mi imaginación corre a mayor velocidad que mis dedos, incluso supera mi capacidad lectora. Créeme que me ha costado encontrar el verbo perdido.
¡No se repetirá! …espero.
Un abrazo y gracias una vez más por tu compañía y tus consejos.

Imagen de Ciso

¡Madre mía! Precioso de principio a fin. El personaje del niño magnífico, me lo he imaginado perfectamente. Hacerse como un niño y tener mirada de niño, es para mí una medicina que todos tenemos al alcance para vivir con sencillez e ilusión los avatares y las alegrías de la vida. No dejes de escribir. Transmites muchísimo con lo que creas. Saludos.

Imagen de Oscar da Cunha

Sí OsicrAn, conseguir mirar como niños es un ejercicio diario que no podemos permitirnos olvidar, sólo así mantendremos la esperanza en un horizonte con más luz.
Gracias por tu compañía y un abrazo.

¡Colabora con LN!

   ¡Danos ideas o sugerencias!   Colabora con LN

Visita también: